Cómo formar hábitos con efectividad

Formar hábitos es un tema clave, porque muchas oportunidades de crecimiento profesional dependen del mejoramiento de hábitos de trabajo y comunicación.

formarhabitosLa actividad profesional que más hacemos es comunicarnos, y para ser más efectivos siempre implica mejorar hábitos de comunicación.

Igualmente, mejorar la comunicación personal a veces no solo requiere mejorar un hábito, sino que a veces significa cambiarlo completamente o formar uno nuevo.

En cualquiera de los tres casos, para formar un hábito es necesario que coincidan las 3 condiciones del gráfico:

1. Necesito tener el deseo, la motivación de formarlo, mejorarlo o cambiarlo. Es indispensable que lo quiera hacer de corazón.

Por supuesto, desearlo depende de que tenga realmente claro en que me voy a beneficiar con el esfuerzo que voy llevar a cabo.

Desear formar un hábito, sustituirlo o reforzarlo, siempre será la consecuencia de saber bien que voy a ganar con ese hábito.

2. Necesito el saber de lo qué debo hacer y por qué hacerlo, para lograr formar el hábito que deseo.

Las ganas son indispensables, pero no suficiente lograr alcanzar un cambio de hábitos. También necesito tener la teoría sobre el camino a recorrer para llegar a mi meta. Es decir, tengo que saber bien qué debo hacer y cómo debo hacerlo para formar el hábito que deseo.

3. Necesito la práctica intensa del nuevo hábito. La teoría tiene poco valor si no la llevo a la práctica necesaria para convertir el hábito en habilidad.

Muchas personas no forman hábitos porque no comienzan a practicar. Y no comienzan a practicar por incomodidad, inseguridad o miedo a equivocarse, lo cual es un hecho inevitable al principio.

Sólo la práctica, incluyendo los errores iniciales, me permitirá desarrollar la habilidad que me proporciona sentirme seguro.

También es importante tener presente que cuando comenzamos a practicar un nuevo hábito, siempre al principio nos produce incomodidad y eso es algo normal. La mente y el cuerpo necesitan tiempo para acostumbrarse y asimilarlo.

“Nadie se desembaraza de un hábito o de un vicio tirándolo de una vez por la ventana; hay que sacarlo por la escalera, peldaño a peldaño.” —Mark Twain

Estas condiciones son válidas para formar cualquier hábito, bien sea un hábito de estudio, trabajo, comunicación, lenguaje o cualquier conducta o práctica que quiera convertir en algo habitual.

Continúa leyendo: Fases del proceso para cambiar un hábito.

– – – – – – – – – –
Te invito a seguirme en:
 Twitter: @jucarjim y @ampliando.
 Facebook: http://www.facebook.com/jucarjim y http://www.facebook.com/cograf

2 Responses to Cómo formar hábitos con efectividad

  1. […] Esta pregunta es crucial, porque es sobre la situación previa a las condiciones necesarias para formar un hábito. […]

  2. […] a la vez cultivarás el hábito de la capacitación constante […]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *